Horneando #Innovación en las nuevas #SmartCities

Portugal es el último país en crear un desarrollo basado totalmente en las ideas de la ciudad 2.0. ¿Serán estas nuevas ciudades –diseñadas a propósito para evitar los errores de planificación urbana del pasado- ser el modelo para el futuro?

Las proyecciones indican que habrá más de 136 nuevas ciudades que contengan más de 1 millón de personas en 2025. Aunque la mayoría de las ciudades estarán en China, van a surgir en todo el mundo. Una cosa es explorar cómo las ciudades existentes pueden gradualmente (o relativamente rápido en el caso de Singapur ) ser más inteligentes. Pero ¿qué pasa cuando se tiene un lienzo en blanco?

Dada la tecnología actual (y manteniendo un ojo en el futuro), ¿cómo podrían los gobiernos colaborar con el sector privado para planificar y construir las ciudades del futuro de forma que se eliminen todas las tonterías que hicimos en el siglo 20, como diseñar ciudades en torno al automóvil y diseñar edificios en torno al aire acondicionado?

La semana pasada, me enteré de una nueva ciudad planificada en Portugal llamada PlanIT Valley. PlanIT se encuentra cerca de Oporto y, en 2015, albergará hasta 225 mil habitantes. Uno de los aspectos más interesantes de la ciudad es que los planificadores esperan instalar más de 100 millones de sensores. Si usted está haciendo los cálculos, esto es equivalente a cerca de 450 sensores por habitante. 

Los sensores se utilizarán para una amplia gama de servicios, incluyendo el transporte inteligente y estacionamiento;  servicios de emergencia de despacho; monitorización de energía y gestión de edificios inteligentes; y monitoreo de infraestructuras y su desempeño. Se colocarán sensores en los hogares para identificar las fugas de agua y serán capaces de forma autónoma notificárselo a un fontanero.

Aunque la mayoría de los expertos en ciudades inteligente reconocen el papel central que sensores y  tecnología de las TIC desempeñarán en convertir a las ciudades en más inteligentes, no todas las ciudades inteligentes han hecho importantes inversiones en los sensores. Buenos Aires, por ejemplo, está en una trayectoria hacia ser una ciudad inteligente , sin embargo, tienen una relativa falta de sensores y de utilización de datos a tiempo real.

He estado en Silicon Valley en numerosas ocasiones y, en general lo tengo en alta estima, pero creo que algunas de estas nuevas iniciativas para ciudades inteligentes, tienen la posibilidad de ir más allá de lo que se hace en Valley, tanto como llevar la innovación al ADN de la región. San José ha estado haciendo mucho últimamente para promover el desarrollo inteligente, sostenible, pero en general hay una desconexión entre la innovación en la tecnología y la comunidad de inversores de Silicon Valley y el desarrollo real de la región. Hay una gran cantidad de expansión de baja densidad en Valley, y la aplicación de tecnologías innovadoras en los pueblos y ciudades de Silicon Valley no es demasiado impresionante. 

Como muchos de sus nuevos compañeros en la ciudad, PlanIT Valley es la inserción de tecnología innovadora en el plan maestro. Lo que es más, como Skolkovo en Rusia, PlanIT pretende integrar las universidades de investigación centrados en tecnologías inteligentes emergentes, en el ecosistema emprendedor. La ciudad también está siendo diseñada para actuar como un laboratorio vivo para nuevas tecnologías, lo que proporciona una gran oportunidad para las empresas locales y multinacionales para probar nuevas innovaciones inteligentes. Muchos grandes nombres ya están involucrados en la planificación y construcción de PlanIT, incluyendo Cisco, Microsoft y Philips. 

Cómo el mundo se dirige hacia una rápida urbanización es uno de los más importantes desafíos al que nos hemos enfrentado. El desarrollo de las ciudades inteligentes totalmente planificadas es una tendencia emergente digna de mención. Será interesante ver lo que depara el futuro para estas nuevas ciudades y cómo las ciudades existentes pueden aprender de estas experiencias. También será interesante ver cómo ciudades como PlanIT equilibra el poder de un millón de sensores, con las necesidades de privacidad de los ciudadanos, al tiempo que abraza la diversidad y el sentirse vivo - no sólo como laboratorios robóticos de alta tecnología.

También publicado en www.fastcoexist.com