Marcado CE en depuración de aguas: Norma EN 12566. Ensayo de eficiencia de depuración

La entrada en vigor del Reglamento (UE) Nº 305/2011, a partir del 1 de julio de 2013 establece un nuevo formato de la presentación del marcado CE que los fabricantes, distribuidores o importadores tendrán que acompañar en las entregas y comercialización de sus productos. Uno los productos afectados por este Reglamento son las pequeñas instalaciones de depuración de aguas residuales para poblaciones de hasta 50 habitantes equivalentes, cuya evaluación de conformidad viene regulada por la norma UNE-EN 12566.

Norma UNE-EN 12566

Esta norma europea proporciona los requisitos generales relativos a los distintos sistemas de depuración utilizados para aguas residuales domésticas (incluidos establecimientos hoteleros y edificios de oficinas) para poblaciones de hasta 50 habitantes equivalentes, para la obtención de certificado CE de producto.

En sus distintas partes, la norma define las especificaciones para cada tipo de sistema de tratamiento:

  • Parte 1: Fosas sépticas prefabricadas.
  • Parte 2: Sistemas de infiltración de suelos.
  • Parte 3: Plantas de depuración de aguas residuales domésticas prefabricadas y/o montadas en su destino.
  • Parte 4: Fosas sépticas montadas en su destino a partir de conjuntos prefabricados.
  • Parte 5: Sistemas de filtración de efluentes pre-tratados.
  • Parte 6: Unidades de tratamiento prefabricadas para efluentes de fosas sépticas (en elaboración).
  • Parte 7: Unidades de tratamiento terciario prefabricadas (en elaboración).

La obtención de este sello CE para este tipo de productos implica un sistema de evaluación de la conformidad tipo 3, con unos ensayos iniciales de tipo de los productos (EIT) y la implantación de un sistema de control de la producción de la fábrica (CPF) por el fabricante. Estos EIT deben ser realizados por un laboratorio de ensayo perteneciente a un Organismo Notificado por la Unión Europea, que en el caso de la norma EN-12566 implica, la realización de ensayos de materiales y de la eficiencia de depuración de las plantas (variable según qué caso).

CENTA: ensayo de eficiencia de depuración

El Centro de las Nuevas Tecnologías del Agua (CENTA) en su Planta de I+D+i de Carrión de los Céspedes (Sevilla), es el único Organismo Notificado por la Unión Europea en España para la realización del ensayo de eficiencia de depuración.

La realización de este ensayo permite conocer, por parte de los compradores y previamente a la adquisición de la planta, el rendimiento de depuración que obtendrán sobre su vertido una vez tratado, medido en unas condiciones estandarizadas según se reflejan en la norma UNE-EN 12566, permitiendo así conocer a priori, y de una forma teórica, si el vertido final cumplirá los requisitos exigidos en cada caso.

Para conocer esos rendimientos teóricos, el ensayo de eficacia de depuración se realiza sobre el equipo más pequeño de la gama y sus resultados se extrapolan posteriormente al resto de equipos según las reglas de dimensionamiento facilitadas por el propio fabricante. La realización del ensayo implica la instalación de una planta en condiciones normales de mantenimiento y utilización en las instalaciones del Laboratorio de ensayo perteneciente al Organismo Notificados, quedando la misma bajo el control de este último durante todo el periodo de ensayo.

El test tiene una duración de 38 semanas, durante las cuales se controla en todo momento el influente (cantidad y características físico-químicas) y el suministro eléctrico a la planta, sometiendo a la misma a distintos ciclos de trabajo definidos que simulan el suministro de agua y energía que tendría la planta en condiciones de instalación tipo.

A lo largo del ensayo se realizan con regularidad mediciones de los parámetros característicos de calidad de aguas residuales (SST, DBO5 y DQO), así como la temperatura, en influente y efluente, con objeto de evaluar la eficiencia de depuración del sistema. Para ello, el laboratorio debe recoger muestras compuestas por elementos representativos del caudal tomado a lo largo de 24 horas de forma regular, y ensayando las mismas según los métodos de análisis normalizados en un laboratorio acreditado bajo la norma UNE/EN ISO-IEC 17025.

A partir de los datos obtenidos en las 26 campañas de muestreo realizadas se calculan los rendimientos medios de depuración del sistema. Estos resultados no han de ser comparados con ningún valor de referencia que nos permita concluir si la planta cumple o no con la norma ya que tan sólo se trata de obtener los rendimientos del sistema en condiciones de operación estandarizadas.

Los rendimientos de depuración obtenidos y certificados por el Organismo Notificado que realiza el ensayo deberán aparecer en el certificado CE que el propio fabricante emitirá y anexará a su producto, de forma que el comprador del mismo tiene información sobre la eficiencia del sistema en condiciones normalizadas previamente a su adquisición, pudiendo evaluar así su idoneidad de cara a las características de las aguas residuales a tratar.

Los ensayos así realizados, y el marcado CE obtenido, son válidos para la comercialización de estos productos en todos los países de la UE.